Páginas vistas en total

domingo, 15 de diciembre de 2013

LA LEYENDA DE PINOCHO POEMA SELECCIONADO PARA LA ANTOLOGÍA II CONCURSO DE POESÍA "ALMA DE POETA"

Pinocho era un enano en Blancanieves,
era un niño perdido en Peter Pan,
su madera fue sacada de una galera
de los malogrados tercios de Flandes.

Pinocho fue llevado a los infiernos,
conoció los nueve círculos de Dante,
viajó al centro de la Tierra antes que Verne
y está sentado a la derecha del Padre.

Pinocho tiene fama de Don Juan
y enamoró a las más famosas señoritas:
Ana Ozores, Dulcinea o Cleopatra
destacan en su lista de conquistas.

Pinocho construyó las primaveras
al salvar a Perséfone del Hades,
Pinocho me recuerda a mí, por cierto,
cuando arde en el fuego del averno.

Pinocho se ha cambiado el esqueleto,
cuando miente sin chistera lo hace bien
y engaña con su pluma de bohemio
a los mecenas que lo buscan por el foro.

Pinocho no es un cuento para niños,
Pinocho es el vecino, tu mujer,
los gobiernos que nos matan con recortes
y que inventan trabalenguas para usted.

Fernando Mañogil Martínez (Poema inédito)

ESTE POEMA HA SIDO SELECCIONADO PARA LA ANTOLOGÍA II CONCURSO DE POESÍA "ALMA DE POETA" entre más de 1.259 participantes.


Dejo los enlaces para que podáis adquirir la antología y ver el fallo del jurado:

http://letrasconarte.es.tl/RESULTADO-POESIA-II.htm

http://letrasconarte.es.tl/-.-~-.--.-~-.-VENTA-DE-LIBROS-IMPRESOS.htm

viernes, 8 de noviembre de 2013

DE CÉSAR VALLEJO A JUAN GELMAN



Aquí os presento el libro en el que reúno todo lo que realicé durante mi Trabajo de Investigación sobre las relaciones poéticas entre César Vallejo y los contemporáneos Gonzalo Rojas y Juan Gelman.
 Todo aquel que esté interesado en indagar en las figuras de estos geniales poetas o quiera conocerlos por primera vez espero que les pueda ayudar con mi aportación. Sería muy gratificante para mí.

Aquí os dejo el enlace por si alguien desea comprarlo on-line:

http://www.lulu.com/shop/fernando-ma%C3%B1ogil-mart%C3% ADnez/de-c%C3%A9sar-vallejo-a-juan-gelman/paperback/product-21289658.html 

También podéis contactar conmigo directamente por facebook, twiter (@fercoordinador) o por este blog.

jueves, 17 de octubre de 2013

TU RECUERDO

La sirena de un naufragio
se repite en mi cabeza.
Los mecheros en baladas
me recuerdan las quimeras.

Los abrazos sin te quiero,
las mochilas en la puerta.
Un retazo de silencio
al otro lado de la verja.

Dejo limpios de recuerdos
los cajones de la mesa,
me erosiono sin quererlo
con tacones de inhóspitas hembras.

Me obsesiona el perseguirte,
tatuarte con estrellas
y vivir agazapado
entre nubes de torpeza.

Sé que estoy desconcertado
porque falta algo en mis letras
pero simpre que lo pienso
se completa con tu ausencia.

Tengo inciertos pasadizos
en mi mente de trompeta
que en la noche más oscura
se consume entre tus piernas.

FERNANDO MAÑOGIL MARTÍNEZ (POEMA INÉDITO)

miércoles, 11 de septiembre de 2013

PASÓ EL VERANO

Pasó el verano, tiñendo el otoño de soledad,
dejando en mi mente el recuerdo de la tempestad,
de los días largos y los soles dorados junto al mar.
Pasó el verano, y ya sólo quedan ramajes por quemar.

Regresa la nostalgia, los atardeceres pierden intensidad,
pierdo el tiempo en menudencias y en noches de castidad.
Muero a la orilla de mi alma, dejando un cantar,
llevando mis restos a un lado, mientras veo la sangre brotar.

Me abrazo a una nueva compañera, que se llama soledad,
respiro en la cima de un monte los aires de libertad,
pensando que tú estás tan lejos
que no te puedo besar,
viendo que no quedan noches
que dibujen tus caderas al andar.

Tu beso se ha quedado en mi pecho grabado,
tus manos son el tacto de mis manos frente a un sol dorado.
Tus ojos se han clavado en la urna de mi mente
y siento, por momentos,
que todo esto tendrá un final ardiente.

Mi cama es un navío que te espera anclado,
mi vida es el hastío cuando no tengo tus labios.
Tu cara es mi prototipo de paisaje, tu nariz una montaña,
bella como el rocío de una nueva mañana.

Tus ojos son los lagos donde yo me suelo bañar,
y me quedo desnudo cuando a tu boca voy a parar.
Tu boca es la cueva de mi pasión,
en ella resucito y todo en mí se vuelve religión,
se quedan mis pupilas dilatadas, y mis dedos
se convierten en la llave para abrir tu alma.

¡Qué recuerdos trae la palabra soledad!
¡Qué susurros dejan los árboles en la tempestad!
¡Qué cantares de los pájaros cuando en las ramas se posan!
¡Qué vida la mía si la lluvia ya no es otra cosa!

Me espera un crudo invierno y una estrella,
mi deseo no es otro que llegar hasta ella.
Me aguarda un amargo otoño y una ilusión,
mi anhelo no es otro que regresar a tu corazón.

Pero, mientras tanto, el tiempo pasa lento en el reloj,
se mueven las horas y se queda vacío mi interior.
Pasó el verano, tiñendo el otoño de soledad,
ahora sólo queda mi navío y noches de tempestad.

Fernando Mañogil Martínez (Del yo al nosotros)

miércoles, 24 de julio de 2013

domingo, 21 de julio de 2013

Almoradí 1829: "Viento en contra" de Fernando Mañogil

Aquí dejo el acceso al blog de Almoradí 1829 de José A. Latorre Coves, en él alude al día de la presentación de "Viento en contra".


Almoradí 1829: "Viento en contra" de Fernando Mañogil: Hoy, 7 de junio, el almoradidense Fernando Mañogil ha presentado, en un abarrotado Salón Cultural de la Biblioteca, su segundo libro...

viernes, 19 de julio de 2013

POR ÚLTIMA VEZ






                                                                                  De estas calles
                                                                                  que ahondan el poniente,
                                                                                  una habrá (no sé cuál)
                                                                                  que he recorrido ya
                                                                                  por última vez,
                                                                                  indiferente y sin adivinarlo.

                                                                                  JORGE LUIS BORGES
                                                                                              “Límites”


El bostezo de la mañana de hoy
podría ser el último,
quizá sea la última vez
que me ponga la ropa mojada de lluvia,

la última vez que lea a Unamuno,
a Walt Whitman, a Gelman…,
que relea a los clásicos,
que pase por tu calle,

que me transporte a otras ciudades,
que luzcan mis sienes sus nieves invernales;
puede que ya no escuche tu risa,
no estudie tus gestos,
no rime la luna con otro de tus besos.

Puede que sea mi última foto,
mi último taxi, mi último parpadeo;
he acabado incomprendiendo
todo lo comprendido en años de titubeos.

Puede que te vea una vez
y ya no te vuelva a ver,
puede que deposites tu voto
en la urna de la endeblez.

Puede que todo tenga hoy una última vez,
pues pendemos del hilo de un dios
que un día, sin pedir permiso,
nos llama a filas, nos recluta en su ejército,
no hacen falta faxes ni correos;
y nosotros, sin derecho a réplica,
acatamos nuestro féretro,
y vacíos de incertidumbre
marchamos con lo puesto.

Me despido por si acaso,
como cuando atranqué tu puerta
y te dije te quiero,
como si ésa hubiese sido la última noche
que te viera con vida,
y éstos, mis últimos versos.

         Fernando Mañogil Martínez (Viento en contra)

miércoles, 29 de mayo de 2013

PRESENTACIÓN DE "VIENTO EN CONTRA"

El próximo 7 de junio a las 20.30 tendrá lugar la presentación de mi nuevo libro de poemas: Viento en contra. El acto se celebrará en el Salón de Actos de la Biblioteca de Almoradí (Alicante), espero que sea de vuestro agrado.

viernes, 10 de mayo de 2013

PECADO CAPITAL



Una fiera execrable vive dentro de nosotros,
un monstruo hambriento tiene sed de ira.
Los ojos desorbitados van apabullando los rostros.
El viento huracanado envuelve el salón, que delira.

Un arrebato fugaz nos compara a la fiera,
un ataque descontrolado nos enarbola la cabeza.
Transportamos glóbulos rojos al cerebro
y dejamos a la suerte que haga el resto.

El felino sentimiento voraz ha florecido
en lo más hondo de mi inhóspito ser,
la razón y el sosiego por la sangre han perecido,
se ha saciado de rabia y dragones mi entender,
no hay nada ahora con lo que salvar mi descuido.

Queda esperar que vuelvas,
queda la añoranza diluida en el tiempo,
y una sed de culpa y remordimiento
ha cubierto de otoños mi cuerpo.

                                                                     Fernando Mañogil Martínez (poema inédito)

jueves, 21 de marzo de 2013

EL DESFILE

Con un disfraz de indecencia
desfila el corrupto atracador
que dedica una peineta
al jovial espectador.

Luego vienen los cobardes,
de las masas el terror
caminan encapuchados
entre gritos de dolor.

Le siguen los hipócritas,
los de negro corazón
que seducen con sonrisas
aparentando lo que no son.

Muy agitados vienen
algunos del sindicato
pero cuando los convencen
acaban cruzando el aro.

De lejos veo a los banqueros
con gran lujo y desparpajo
mas nos roban con denuedo
y viven de nuestro trabajo.

Ya vislumbro a los rezagados,
a los más impopulares,
a los más atracadores
del desfile de disfraces...

con corbatas y gemelos,
verborrea para rato,
políticos de la nada
que no tenéis mi respaldo.

                                                    Fernando Mañogil Martínez (POEMA INÉDITO)

miércoles, 27 de febrero de 2013

sábado, 26 de enero de 2013

LA TRINCHERA

La trinchera está vacía,
apocada a las miserias,
destruida por la ira
y asociada a la tristeza.

El invierno se ha posado
en las calles de la niebla,
el olor a dinamita
sobrevuela cielo y tierra.

Queda sangre coagulada,
se resecan las cabezas,
todo es turbio y purulento
en los muslos de la guerra.

Se han perdido los sentidos,
se ha quedado el alma en pena
y los versos que no escribo
son más tristes que estas letras.

Merecemos ser silencios,
merecemos ser trompetas,
empuñamos armas nobles
que se tornan sierpes fieras.

Nominamos a los muertos,
arrancamos las malezas,
nos comemos los recuerdos
de los hombres que nos queman.

No dejamos a la luna
que nos muestre su belleza
preferimos destruirla
y vivir en la trinchera.

                                                            Fernando Mañogil Martínez (Poema inédito)

jueves, 3 de enero de 2013

MECANISMOS DE DEFENSA

Mis poemas son esquelas,
mecanismos de defensa,
son desórdenes sin tara
baldíos por mil ausencias.

Destruyo versos con vehemencia,
soy ladino en florituras
y sentencio a los ineptos
con las grapas de la duda.

Me seducen altos vuelos,
tricotosas con avernos,
saltimbanquis en disputa
con el cielo y el infierno.

Son mis versos un tormento
con fulgentes calaveras,
reaccionan sin quererlo
ante el mundo que me aterra.

Carraspeo pareados,
distorsiono nuevas letras
furibundas por el credo
de las reglas paralelas.

Gime a veces mi cerebro
porque no encuentra el planeta
donde ubicar mis torrentes
de recuerdos y condenas.

Tiro el papel al fuego,
termino destilando estrellas
que no brillan por si acaso
les descubro nuevas tretas.


Fernando Mañogil Martínez (Poema inédito)